Nota: Este artículo lo escribí el 2019. Por alguna razón “desapareció” de mis dos sitios webs y vuelvo a subirlo.

¿Cómo llegaste a aceptar que te quitaran todas las libertades por meses? – Un caso de estudio de co-creación colectiva.

Digamos que el Coronavirus estuviera maquinado.

No estoy diciendo que lo es (bueno, hoy sí, no me queda lógica para pensar que no es así).

Pero para cumplir con el objetivo de este artículo pretendamos por unos minutos que lo es, porque te quiero explicar los más intrincados mecanismos de control social. Porque quiero compartirte lo que sé para que TÚ dirijas tu vida y no OTRO/S dirijan tu vida. ¿Que te parece?

Antes que todo quiero dejar algo MUY claro: estamos siendo bombardeados de información, desde las más “oficiales” a las más “conspiranoicas”. 

¿Quieres saber en qué vereda estoy yo? Ninguna en específico.

Mejor no tragarse nada a ciegas y conectar directamente con tu brújula interna que te dice “esto me huele verdad y esto no” ante todo lo que leas (incluso este artículo). 

Y entre tanta vorágine… ¿no se ha cruzado por tu cabeza la posibilidad de que quizás todo esto fuera un show, un montaje que oculta algo mucho más global?

¿Puedes llegar a imaginar todo lo que se puede hacer, instalar, desinstalar en una sociedad con toda su población en sus casas, sin libertades? 

Confieso que me falta imaginación.

Pero me voy a poner en el supuesto de que alguien quisiera crear más control sobre la población (más incluso del que ya tenemos). Las preguntas que emergen son:

¿Cómo logro domesticar a una población mundial? 

¿Cómo tomo control de seres eternos, todo poderosos y libres por naturaleza? 

¿Cómo hago que otros me den el poder que tienen a través de su libre-albedrío?

Para poder llegar a hacer esto -si es que este fuera el caso, recuerda, es solo un SUPUESTO-, entonces necesitaría entender muy bien cuáles son las reglas del juego que estamos jugando. 

Y una de estas reglas es que NADA PUEDE SUCEDERTE SIN TU CONSENTIMIENTO.

Esto es verdad tanto a nivel personal como colectivo. Lo explico en profundidad en mi libro “Mereces todo solo por el hecho de existir” que si no has leído te lo ultra recomiendo en estos tiempos (si sé, soy la autora ¿cómo no voy a recomendar mi libro? jaja, pero en serio, está escrito para empoderarte y es ideal en estos tiempos) envío a todo Chile y en Kindle.

Lo que esto quiere decir es que para que cualquier cosa pueda suceder en tu vida debes decir “si” ya sea a nivel consciente o a nivel subconsciente.

Las formas inconscientes en que das tu consentimiento son:

  1. A través de tus creencias limitantes.
  2. A través de sentir miedo.

Es muy simple. Al estar en miedo es igual a decir “si, esto me puede suceder” porque si supieras con todo tu Ser que nada te puede suceder sin tu consentimiento simplemente no tendrías miedo. Es imposible.

Por eso es que procesar tus miedos es vital. Puedes descargar la metodología para procesar tus miedos gratis acá 

Pero volvamos a la mente de alguien/es que quisieran más control sobre la población, porque el juego que hemos estado jugando por milenios en este planeta ha sido principalmente el paradigma de separación (“yo y un otro”), el paradigma de “poder sobre otros”.

Una de las formas en que se intenta obtener el consentimiento del colectivo humano para crear nuevas realidad colectivas es a través de los medios de comunicación masivos. Osea, Películas, Internet, Netflix, etc.

Es por esto que siempre pongo mucha atención sobre lo último que nos “están mostrando”, como la serie “PANDEMIA” que se publicó en Netflix en Diciembre 2019… ¿coincidencia?

O la serie de Bill Gates de 3 largos episodios 2019 que lo dejan como uno de los mayores filántropos de la humanidad… cuando Bill Gates es dueño de una empresa de vacunas… ¿que crees tú que viene después de la PANDEMIA? ¿Dónde crees tú que va a correr toda la gente que está impregnada de miedo hoy?…

Bueno… las vacunas. Pero no creo que me dé para hablar de eso ahora. Te invito a hacer una rápida búsqueda en Google y hacerte una opinión tú mismo/a.

Te quiero explicar algo. Y esto lo explico a mis alumnos en mi escuela Creación Consciente.

La forma en que te controlan NO es a través del premio y el castigo, zanahoria y garrote.

Es a través de darte una CREENCIA que creas. 

Cuando una persona o sociedad CREE algo, esto se convierte en el motor de una conducta. 

Nuestros valores y creencias sobre nosotros mismos, la sociedad, la vida, lo que es “correcto” o “incorrecto”, son suficientes para motivarnos, movernos, hacernos actuar. 

Desde el punto de vista del “control social” (tema que estamos explorando en este artículo) la pregunta que debo formularme entonces es: “¿Cuál/es es/son las creencias que debo implantar que motivará la conducta que deseo para el objetivo que persigo? 

Detente un segundo para leer lo anterior nuevamente 🙂 

La religión lo ha hecho por milenios… Podríamos decir que existe una serie de conductas “aceptables” y “no aceptables”. El garrote en el caso de la Iglesia Católica sería el Infierno y la Zanahoria el Cielo, entre otros. 

***

La población privada de su libertad – en miedo  

En el caso de lo que estamos viviendo hoy en día, donde la mayor parte de la población está confinada en sus casas, la economía detenida, los vuelos detenidos, etc. 

Si lo que se persigue es más control mundial entonces generar consentimiento de la población es clave. No se puede hacer de otra forma. Y para que las personas digan “si” a mayor control debo venderles la solución, pero primero crear el problema. 

La formula es muy simple, hoy el problema es incertidumbre, necesidad, un enemigo oculto que se llama virus.

Y la solución… bueno… ¿simple cierto? Vacunas. 

Para bajar la Vibración del Planeta 

La verdad es que la idea de una PANDEMIA la encuentro MAGISTRAL.

¡Y mucho mejor la idea de una Pandemia para bajar la vibración del planeta que una guerra mundial! ¿Por qué? Porque estoy SEGURA de que millones de personas hubiéramos dicho NO a una guerra. Jamás hubiésemos dado nuestro consentimiento a contribuir a eso, estaríamos dispuestos a morir incluso. Entonces tienes a la población dividida.

Y lo que quieres es tener a una población unida -en miedo-, para poder controlarla.

Se me ocurren 2 opciones para dicho objetivo: O una pandemia… o que los extraterrestres nos vienen a atacar.

¿Por qué?

Por que se trata de 2 enemigos externos que nos “unen”, entonces se detona en nosotros algo muy hermoso y natural en Ser-Humanos: la unión, el apoyo mutuo, el “juntos podemos”. Pero actualmente esto podría estar siendo manipulado. 

La solución a la amenaza actual es: 

“Dí sí a privarte de tus libertades”

“Dí sí a que cierren los parques y playas y no puedas conectar con la naturaleza” 

“Dí sí a no tener contacto con otras personas…”

Dí sí a la separación… pero bajo la creencia de que estás haciéndolo por el bien común (y esto es bueno, ¡habla bien de cómo somos los seres humanos!… sólo que ¿hay algo más sucediendo bajo la mesa de lo que no me estoy dando cuenta?) 

Mañana quizás a qué dirás Sí… 

Nuevamente la clave está en el miedo… ¿Qué motiva tu sí?

***

¡¡Pero no solo eso!! 

Si este plan es magistral…

Para tener a TODA la población bajo control hoy no solo NO se necesitó un arma (si algunos muertos porque necesitas activar el miedo para poder controlar), sino que además se crea a través de los sistemas de creencia:

“Esto se combate quedándose en la casa”

“Esto demorará X cantidad de tiempo” 

“Esto es altamente contagioso”, etc

“Necesitamos que todos sigan las instrucciones de la autoridad, etc”

Separación entre nosotros… y lo que es aún mejor diseñado: “Policía Social” 

O sea, entre vecinos nos juzgamos. Están tan bien implementados las creencias que impulsan la conducta (y de nuevo, tu miedo es la clave acá) que ¡La población se auto-controla para el desenlace deseado! No necesitas tener ejércitos controlando (si, algunos pocos), en general la aprobación social es suficiente.

Brillante!! Magistral!! 

¿Me sigues?

Estamos Co-Creando la situación mundial debido a muchos, muchísimas variables que nos han llevado a este desenlace. Desde una sociedad en que nos sentimos vacíos, donde sus estructuras educacionales, económicas, sociales no están diseñadas para nuestra libertad y plenitud, sino para la esclavitud pagada.

Estamos ahora ante una bifurcación MUY IMPORTANTE.

Ante la construcción de nuestro futuro. 

  1. Profundizamos aún más en un sistema de control social mundial.
  2. O nos liberamos de estas cadenas y construimos algo increíble, ya no desde el “yo sobre ti” sino el “nosotros”.

El primer paradigma es MIEDO.

El segundo es Empoderamiento.

¿En cuál estás tú?

Yo ya tengo claro cuál es la mía.

¡Nos vemos al otro lado de esta elección!